https://visiondeltolima.com

Le lleg贸 el turno a Colombia

Escribe: Alejandro Ram铆rez.-

Los Colombianos asistimos estupefactos a una demostraci贸n de violencia sin par. Poco o nada hemos visto de esa protesta 鈥減ac铆fica鈥 en que se escudan, ni la veremos. Reclaman como suyo el 茅xito de destrozar a Chile, pero ahora se ensa帽aron contra Colombia, con el precedente de haberlo intentado, sin 茅xito en 2019, gracias a la acci贸n de la fuerza p煤blica y autoridades administrativas.

En el 2020 la pandemia lo evit贸 y en 2021, cuando nos encontramos a 1 a帽o del proceso electoral, j贸venes armados con pistolas, bombas molotov, armas blancas, entre otros, escalan la zozobra y confrontaci贸n contra sus conciudadanos, contra la fuerza p煤blica al auxilio de milicias del eln y las farc, as铆 como de agentes de inteligencia cubana y venezolanos.

A su paso, la destrucci贸n del comercio, la vandalizaci贸n del transporte p煤blico, multitudes caminando hacia sus hogares y lugares de trabajo sin que ninguna autoridad local se atreva a responsabilizarse pol铆ticamente; precisamente, porque bajo el calificativo de 鈥減ac铆ficas鈥 las movilizaciones han logrado alojarse en la agenda de mandatarios abiertamente populistas.

Con sus omisiones, dichos mandatarios han permitido prolongar el sitio de grandes capitales, convirtiendo en enemigos de sus ciudadanos a los peque帽os gremios de transportadores quienes, con el bloqueo de las v铆as, evitan el abastecimiento de los mercados y un aumento generalizado de precios. Tambi茅n los convirtieron en enemigos de la salud y las misiones m茅dicas, al frente de la tercera ola de una mort铆fera pandemia, agravando la carencia de insumos vitales para el tratamiento del Covid, como el hoy escaso ox铆geno, atrapado en las carreteras.

El panorama descrito lo hemos visto claramente en tres grandes capitales.

En Bogot谩, por ejemplo, la alcaldesa sab铆a de antemano que la Polic铆a se ver铆a desbordada para responder a las movilizaciones. Recordemos que al ser se帽alada como la causante de la elevada inseguridad en la capital, le resbal贸 c铆nicamente esta responsabilidad al Presidente de la Rep煤blica, imput谩ndole el d茅ficit de agentes de polic铆a en proporci贸n a sus habitantes. Pese a tener plena conciencia de esta carencia, llegadas las jornadas violentas la alcaldesa rechaz贸 abiertamente el apoyo de las Fuerzas Militares a la Polic铆a Nacional y s贸lo permiti贸 su apoyo, para cuidar los destrozos que dejaron 16 CAI鈥檚 vandalizados en la misma negra noche en que intentaron incinerar con ellos a 10 agentes de polic铆a. A diferencia de 2019, cuando el entonces alcalde Pe帽alosa permiti贸 la contribuci贸n de las fuerzas militares, controlando estas turbas.

En Cali, la ciudad m谩s importante en el sur del pa铆s, estas milicias aunaron sus esfuerzos a caravanas de movimientos ind铆genas, cuyo fruct铆fero negocio en la coca se ve amenazado por el anuncio del Gobierno en el inicio de las fumigaciones con glifosato. A pesar de ser un fen贸meno de amplia discusi贸n para todos aquellos mandatarios vecinos de comunidades ind铆genas, al alcalde Jorge Iv谩n Ospina se le ha visto en convocatorias p煤blicas a favor de la movilizaci贸n, como quiera que su carrera de m茅dico fue opacada por la del pol铆tico populista y oportunista, en b煤squeda de votos en plena pandemia. El resultado no ha podido ser peor para los ciudadanos de Cali, quienes quedaron desprovistos de alimentos, encerrados en su ciudad, expuestos a pagar 鈥減eajes鈥 para movilizarse en su interior, enfrentando largas filas para conseguir combustible para sus veh铆culos; lo m谩s cercano a un laboratorio chavista en nuestro territorio.

En el caso de Medell铆n, ciudad que no hab铆a visto vandalizado e incinerado el preciado y moderno sistema de transporte p煤blico del que gozan sus habitantes, ha trascendido en medios el apoyo a las movilizaciones por parte de un ej茅rcito de 鈥渢rolls鈥 鈥 o bots- perfiles falsos en redes sociales, presuntamente patrocinados por un reconocido fan谩tico de las redes con contratos millonarios en la alcald铆a de Daniel Quintero. Se trata de Carlos Amauri Venegas Chamorro, militante de izquierda y estratega digital de l铆deres de esa corriente ideol贸gica, a quien han identificado tras los ataques y el acoso de que han sido objeto quienes impulsan el movimiento de revocatoria del mandatario. Y es que las autoridades colombianas han descubierto perfiles de 鈥渋nfluenciadores鈥 que no corresponden a perfiles colombianos, invitando a radicalizar sus expresiones en las movilizaciones, as铆 como masificando la publicaci贸n de informaci贸n falsa en contra de nuestra fuerza p煤blica.

Expertos en miner铆a de datos, han rastreado estas cuentas en servidores de pa铆ses tan distantes como Bangladesh, China y Korea.

Con sus omisiones, los mandatarios populistas ayudaron a inutilizar a la fuerza p煤blica, siguiendo la agenda impuesta en Colombia por el ex presidente Juan Manuel Santos, equiparando a sus miembros con los victimarios de nuestra sociedad, con una narrativa que siembra la ilegitimidad y la duda en su actuar. No en vano, las expresiones de los mandatarios aqu铆 citados en contra de diferentes cuerpos de nuestra Polic铆a Nacional, como el ESMAD o los carabineros, los cuales no citar茅 por respeto a nuestra fuerza p煤blica. Aunque investidos de la suprema autoridad de polic铆a en sus circunscripciones, con estas contrariedades y claros impedimentos, dejan absolutamente claro a los ciudadanos su incapacidad de mantener el orden p煤blico y, habida cuenta de su agenda a favor del populismo que lideraba en las encuestas Gustavo Petro 鈥揳 quien los tres apoyaron a la presidencia en 2018鈥 en vez de conseguir adeptos para las elecciones del 2022, los tienen espantados.

A diferencia de Chile, a Colombia le lleg贸 el turno para unirse contra la violencia y enfrentar estas manifestaciones ejercitando la autoridad, manteniendo la moral en alto de nuestra fuerza p煤blica, porque el futuro de la democracia est谩 en sus manos. Como bien lo dijo Chesterton: 鈥渓a mediocridad, posiblemente, consiste en estar delante de la grandeza y no darse cuenta.鈥

================================================

PUBLICIDAD

ALERTA M脕XIMA: 40 a帽os de investigaci贸n sobre los trucos, trampas y enga帽os de pastores, brujos, hechiceros, m茅dicos, escuelas de modelaje, etc., plasmados en 400 p谩ginas de informaci贸n. Siga este link: https://www.amazon.com/-/es/Luis-Hernando-Granada-C-ebook/dp/B08D8XCYV2

Deja un comentario

Tu direcci贸n de correo electr贸nico no ser谩 publicada. Los campos obligatorios est谩n marcados con *